sábado, 17 de septiembre de 2016

"HAY CITAS QUE ESTÁN MALDITAS".




"ERA LA SEGUNDA CITA".

.- Con la citas hay apuros;
y siento mucha vergüenza,
hay momentos que son duros...
Y conlleva consecuencias.

Casi siempre hay paciencia;
la espera es desagradable,
yo mantengo mis creencias...
¡Y lo asumo!; soy amable.

Mis ánimos ya me arden.
Mi segunda cita en serio,
es domingo por la tarde...
Su tardanza es un misterio.

Trabaja en un Ministerio.
Anoche estuvo al acecho,
yo estudie su buen criterio...
Es muy guapo y muy estrecho.

Ayer sólo vio mis pechos;
encasillado en mi traje,
tan rotundos y tan bien hechos...
Hacia el cielo hizo un viaje.

Un buen asturiano; un guaje.
teniendo casa y fortuna,
¿dije yo?; ¡precioso traje!...
Me contestaba a la una.

Hoy dispuesta a la aventura;
¿quien sabe, si hasta la cama?.
Lo de ayer fue una tortura...
Y aún me quedé con ganas.

En un coche no se ama;
lo vi serio y divertido,
en la pasión surgen llamas...
El caso fue entretenido.

Un roce bajo el vestido;
y muy tierno fue su beso,
con cara de pervertido...
Noté sobre mi su peso.

Notando su cuerpo tenso;
su lengua ardiente y babosa,
aunque el joven era un queso...
¡No me sentí amorosa!.

Me aparté algo golosa;
me deshice del vestido,
tan desnuda y muy curiosa...
¡No me entra ese pepino!.

Recordé mi infiel destino;
vi luces en las ventanas,
también vi varios vecinos...
¡Yo no soy una fulana!.

Las tres de la madrugada;
la dama sin sus favores,
tierna hermosa y angustiada...
¡A mano hizo sus labores!.

"Guti"."El romancero".
Publicar un comentario